Cómo limpiar tu pantalla

A partir de ahora la pantalla de tu ordenador también será táctil gracias al AirBar. En consecuencia, tus dedos estarán en contacto con la pantalla con bastante frecuencia, por eso te vamos a dar una serie de consejos útiles para saber cómo limpiar tu pantalla de la mejor manera.

¿Qué debes hacer para limpiar tu pantalla?

1. Apaga tu ordenador

Antes de nada, asegúrate que has apagado tu ordenador o laptop y que no lo tienes enchufado. Para más seguridad puedes extraer también la batería.

2. Utiliza el producto adecuado

Para limpiar la pantalla de tu pc hay toallitas especializadas que puedes comprar a bajo precio.

Si no quieres hacerlo de esta manera, lo ideal es que utilices agua destilada y la apliques a un trapo preferiblemente de microfibra suave. Sin productos químicos y sin contaminación de ningún tipo.

También puedes añadir vinagre blanco y mezclarlo con agua si quieres una limpieza más intensa.

Recuerda que no debes utilizar papel higiénico, periódicos o trapos que puedan rallar la pantalla o dejar restos que la dejen peor de lo que estaba.

3. Humedece el trapo o el paño

Utiliza un bote humidificador que expulse el agua en microgotas para que se distribuya bien en la esquina del paño y no quede mojado, tan solo húmedo.

No lo empapes en el agua porque podrían chorrear gotas que afecten a la máquina.

Si no tienes un bote con atomizador, es importante que después de mojar directamente el paño en el agua lo escurras bien para que no chorree.

4. Pasa un trapo seco por tu pantalla

Después de haberle pasado el trapo húmedo debemos quitar esa humedad. Lo ideal es pasar otro trapo o paño que no suelte restos para secar tu pantalla y que quede como nueva.

¿Qué no debes hacer para limpiar tu pantalla?

1. No eches agua directamente en la pantalla

Es obvio que si rocías tu pantalla de agua sufrirá consecuencias graves y en muchos casos irreversibles. SI quieres utilizar agua tan sólo humedece un trapo, pero no lo empapes porque el agua podría gotear y fastidiar tu laptop.

2. No utilices cualquier producto de limpieza

Los productos para limpiar cristales, mesas o suelo no son la solución, ya que también podrás dañar tu portátil. Hay formas más indicadas, como una mezcla de agua destilada con vinagre o productos especializados para limpiar las pantallas.

3. No apliques fuerza o demasiada presión

Frota la pantalla con suavidad y con movimientos circulares cortos, sin presionar la pantalla con fuerza para no dañarla.